Diálogo entre Gobierno y médicos entra en un cuarto intermedio por Ley 1189

La ministra de Salud, Gabriela Montaño, lamentó ayer lunes que tras 12 horas de reunión no se haya logrado consensos en la exigencia de abrogar la Ley de Prioridad Nacional de Desarrollo y Crecimiento de la Caja Nacional de Salud 1189 por parte del Colegio Médico que mantiene un paro indefinido desde el 19 de agosto.

"En el segundo punto de la Ley 1189 hemos manifestado la predisposición para que el Colegio Médico participe en la reglamentación y han planteado que su posición es la abrogación y mientras no se consulte a sus bases no se puede avanzar (...) No puedo obligar a la dirigencia que pueda continuar con el diálogo a pesar que el pueblo boliviano espera que se levante de esta medida", dijo la autoridad tras la reunión.

Montaño afirmó que no puede plantearse una abrogación cuando fue una propuesta emanada de la Central Obrera Boliviana que fue trabajada y consensuada, "no se puede plantear volver a fojas cero", recalcó a tiempo de indicar que la norma es legítima porque fue tratada con quienes son afiliados a la CNS.

La autoridad hizo votos por una respuesta pronta para restablecer el diálogo que permita suspender el paro que afecta a gran parte de la población que no puede acceder a servicios de consulta externa en varios centros hospitalarios públicos y del sistema de seguridad social.

Sobre el tema de la institucionalización de los cargos, detalló que hay avances siempre y cuando se garantice al personal que ha migrado de contrato a ítem en hospitales de tercer nivel.

En las otras demandas de los médicos, referidas a la incorporación del sistema público a la Ley del Trabajo y declarar sector estratégico al Sistema Nacional de Salud, hubo algunos consensos y el punto referido a la destitución del Gerente de la Caja Nacional de Salud aún no fue tratado.

Diálogo entre Gobierno y médicos entra en un cuarto intermedio por Ley 1189

Diálogo entre Gobierno y médicos entra en un cuarto intermedio por Ley 1189

La ministra de Salud, Gabriela Montaño, lamentó ayer lunes que tras 12 horas de reunión no se haya logrado consensos en la exigencia de abrogar la Ley de Prioridad Nacional de Desarrollo y Crecimiento de la Caja Nacional de Salud 1189 por parte del Colegio Médico que mantiene un paro indefinido desde el 19 de agosto.

"En el segundo punto de la Ley 1189 hemos manifestado la predisposición para que el Colegio Médico participe en la reglamentación y han planteado que su posición es la abrogación y mientras no se consulte a sus bases no se puede avanzar (...) No puedo obligar a la dirigencia que pueda continuar con el diálogo a pesar que el pueblo boliviano espera que se levante de esta medida", dijo la autoridad tras la reunión.

Montaño afirmó que no puede plantearse una abrogación cuando fue una propuesta emanada de la Central Obrera Boliviana que fue trabajada y consensuada, "no se puede plantear volver a fojas cero", recalcó a tiempo de indicar que la norma es legítima porque fue tratada con quienes son afiliados a la CNS.

La autoridad hizo votos por una respuesta pronta para restablecer el diálogo que permita suspender el paro que afecta a gran parte de la población que no puede acceder a servicios de consulta externa en varios centros hospitalarios públicos y del sistema de seguridad social.

Sobre el tema de la institucionalización de los cargos, detalló que hay avances siempre y cuando se garantice al personal que ha migrado de contrato a ítem en hospitales de tercer nivel.

En las otras demandas de los médicos, referidas a la incorporación del sistema público a la Ley del Trabajo y declarar sector estratégico al Sistema Nacional de Salud, hubo algunos consensos y el punto referido a la destitución del Gerente de la Caja Nacional de Salud aún no fue tratado.


MAS LEIDO