A través de una circular del 31 de agosto, el Ministerio de Salud y la Agencia Estatal de Medicamentos y Tecnología en Salud (Agemed), que depende de esa cartera, han limitado el uso del Remdesivir  y el Avifavir a patologías de ébola e influenza de los tipos A y Ab, respectivamente, y no así al coronavirus.

El documento del Ministerio de Salud y la Agemed precisa: “Cabe destacar que los productos mencionados no cuentan con evidencia científica concluyente para la indicación COVID-19”.

El Avifavir es una medicina que Rusia autorizó para medicar a pacientes con coronavirus. Los científicos de ese país argumentaron que el 60% de los contagiados que usaron el fármaco redujeron su carga viral en cuatro días. Con ese antecedente, China e India, del bloque de las BRICS, también lo autorizaron.

En tanto, el Remdesivir es un fármaco antiviral que se desarrolló para combatir el ébola, pero que durante la crisis sanitaria por el COVID-19, la Comisión Europea autorizó su comercialización condicional para ese tipo de casos desde el 9 de julio.

Agemed recordó que los citados fármacos “no cuentan con aprobación de venta libre (OTC)”, es decir, necesitan una receta médica y su venta solo está autorizada “únicamente” a las farmacias legalmente establecidas.


MAS LEIDO

  • Semana

  • Mes

  • Todas